Pasada la festividad del Corpus,  y despojado el viril de  plata de la Custodia de la Oblea que porta en la procesión, tras su redondel  y transparencia se enmarcan los colores del gótico rosetón por el que se cuela en el viejo templo parroquial los dorados Más >