51522765_2131068453596878_4850647291423358976_n

Cuando el  absurdo se supera a sí mismo. Sobran las palabras. ¡Madre mía que disparate!. Visto lo visto, la que pueden liar esta gente en la calle Ancha.