El Parlamento de Cataluña ha prohibido, por fin, las corridas de toros en esa Comunidad. Digo por fin porque el asunto lleva coleando más tiempo del necesario, fracturando la opinión pública de un país que no está para muchas zarandajas.

Recientemente, también había leído en la prensa la noticia de que Más >