Los fotógrafos siempre van en busca de la fotografía soñada. Esa fotografía que, en ocasiones, los haga pasar a la historia. Lo que no saben muchos es que la historia es la propia fotografía.

Así se concibe en esta vetusta toma de la procesión de la Custodia discurriendo por la Plaza del Carmen, en los lejanos años veinte del pasado siglo, por lo que puede haber trascurrido casi una centuria desde que un anónimo fotógrafo buscó el encuadre perfecto para perpetuar en el tiempo tan bonita estampa.

 Sin oírlo se escucha el “amor de los amores” que debían entonar los acompañantes del populoso cortejo, en el que se distingue los ciriales y palio de respeto, los sacristanes y acólitos andando por la calle cubierta de juncia y romero, los hombres postrados ante el Santísimo y las dos niñas asomadas a la ventana de la señorial casa que fue morada del obispo José Fernández de Toro. Todo un compendio de tipismo que nos retrotrae a un tiempo pasado que permanece inalterable en el papel fotográfico y en el recuerdo de los más viejos.       

Desde que vi la fotografía que ilustra este escrito quedé maravillado por la misma. ¡Es historia viva! Historia viva de Aguilar. Del Corpus.

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Entradas relacionadas

Imágenes Vividas (703)

Desde su refundación en 1929, la Banda Municipal de Música ha contado con distintos locales de ensayos y academias de educandos, habiéndose destinado para ese fin, a mediados del pasado

Imágenes Vividas (702)

Nos retrotraemos en Imágenes Vividas al año 1986, y a uno de los proyectos culturales más célebres que ha acogido nuestro pueblo en su historia contemporánea, como fue la desparecida

Imágenes Vividas (701)

En estos días, en los que los aficionados del equipo blanco celebran que el pasado sábado se alzó matemáticamente con el título de liga, tras ganar 3-0 al Cádiz y

Imágenes Vividas (700)

La biblioteca pública es un espacio que durante largo tiempo ha desempeñado un importante papel en la vida y la cultura públicas de Aguilar. Las bibliotecas públicas son espacios abiertos