¿La sombra de Francisco es alargada?

Martirio.

Está claro que la sombra del ciprés es alargada, pero … ¿la del Papa también lo es?

Hace unos días conocíamos la noticia de un sacerdote de Málaga que era detenido por abusar y agredir sexualmente a unas amigas. Se iba de viaje con grupos de amigos de la Iglesia y semejante individuo se entretenía en drogar a alguna de sus feligresas que estaba en edad de merecer y se la cepillaba con total impunidad. Pero no tenía bastante con eso, sino que, además, se grababa y guardaba las grabaciones en un disco duro. Seguramente para poder rememorar tantas veces como quisiera semejante acto de “amor a la prójima”. Pero claro, siempre hay alguien dispuesto a joderte el invento y, parece ser que fue una “íntima” amiga la que descubrió dicho disco duro y, me imagino que más bien por despecho, puso todo en manos de la policía que no se le ocurrió mejor manera de acabar con todo esto que deteniendo al fogoso cura, ya veis, ¡detener a un cura! ¿Quiénes os creéis que sois para juzgar a un cura?, se preguntará más de uno. Sobre todo, cuando nos hemos enterado, y ahí es donde se queda una ojiplática, de que la Iglesia (Obispado de Málaga) cuando se enteró de lo que el avispado sacerdote se montaba con las feligresas, lo que hizo fue trasladarlo de pueblo y correr un tupido velo sobre el caso para que no trascendiera. No sé yo si eso tendría que tener consecuencias legales y, a lo mejor, es que los jueces no tienen la información necesaria para llevarse esposado a un Sr. Obispo por complicidad y ocultación de un delito.

   Ahora que empezaban a reconocer los abusos sexuales sobre los menores y a limpiar un poco su nombre colaborando con las investigaciones y hasta habían nombrado un Papa moderno que ha llegado a reconocerlo todo y hasta ha pedido perdón por todo lo humano e inhumano que han hecho a lo largo de los tiempos, viene el Sr. Obispo de Málaga y nos hace esto.

Entiendo que, en la Iglesia, como en todos sitios, hay gente buena y gente mala. Pero este tipo de hechos viene a salpicar a toda la institución.

Si yo fuera el Papa Francisco ¿sabéis lo que haría? Pues llamaría desde el cura hasta el Obispo, a todos los que tenían conocimiento de los hechos. Los juntaría en Roma, los pondría en mitad de la Plaza de S. Pedro de rodillas, con los brazos en cruz y una Biblia bien gorda en cada mano, los tendría cada día un par de horas así y, una vez que hubiera pasado siquiera una semana, los emasculaba y, para terminar, los mandaría al país más pobre de la Tierra a trabajar por los más necesitados.

Pero … claro, todo esto lo haría si estuviera en total desacuerdo con lo que han hecho y, sobre todo, no quisiera que se volviera a repetir. Tengo mis dudas sobre si Francisco se habrá enterado y no sigue jugando a lo mismo de siempre: “haz lo que yo diga pero no lo que yo haga”.

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Entradas relacionadas

Días como este

Carmen Zurera En las noches de abril acude al patio de mi casa el canto aflautado del autillo en periodos regulares de tiempo. Una especie de silbido al que atribuyo

Un Republicano más

¿Hasta que punto duerme uno con sus anhelos?, si entre la espada fría del desaliento y la calor turbadora de la memoria viva, se esconde la indiferencia de aquel que

Cuando los que mandan…

Ahora que se está removiendo, otra vez, el referéndum de autodeterminación y la independencia de Cataluña estoy recordando algunas declaraciones del ministro de Justicia, Sr. Bolaños. En unas de sus

Todo esfuerzo merece reconocimiento

Carmen Zurera Maestre El ayuntamiento ha propuesto al Atlético Aguilarense FC a los premios Córdoba en Igualdad 2024 convocado por la Diputación de Córdoba. A continuación, se reproduce la memoria