Corría los años ochenta del pasado siglo XX cuando se hacía realidad un ambicioso proyecto para el colegio Jesús Nazareno (los Oblatos), como fue la apertura de un recinto deportivo propio como alternativa al reducido espacio que para este fin posee el colegio en la calle La Mata.

El lugar elegido para la ubicación del campo de futbol fue la barriada del Cerro Crespo, cercana al colegio, y donde, por aquellos tiempos, existían grandes vacíos urbanos que permitían delimitar solares de esas dimensiones.

Una vez adquirido y cercado el perímetro, este se convirtió en uno de los espacios y focos deportivos más importantes del pueblo, llegando a acoger, como muestra esta evocadora fotografía, partidos de fútbol con equipos formados por padres de alumnos. Esta fotografía pudo tomarse incluso con motivo de la inauguración del espacio deportivo.

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Entradas relacionadas

Imágenes Vividas (703)

Desde su refundación en 1929, la Banda Municipal de Música ha contado con distintos locales de ensayos y academias de educandos, habiéndose destinado para ese fin, a mediados del pasado

Imágenes Vividas (702)

Nos retrotraemos en Imágenes Vividas al año 1986, y a uno de los proyectos culturales más célebres que ha acogido nuestro pueblo en su historia contemporánea, como fue la desparecida

Imágenes Vividas (701)

En estos días, en los que los aficionados del equipo blanco celebran que el pasado sábado se alzó matemáticamente con el título de liga, tras ganar 3-0 al Cádiz y

Imágenes Vividas (700)

La biblioteca pública es un espacio que durante largo tiempo ha desempeñado un importante papel en la vida y la cultura públicas de Aguilar. Las bibliotecas públicas son espacios abiertos